Búzios es una de las ciudades más famosas y turísticas de Rio de Janeiro y de Brasil. La mayoría de los visitantes pasan sus días de vacaciones en las playas, restaurantes y discotecas, pero pocos se atreven a salir de los planes más tradicionales. Una actividad que recomiendo a todos es subir a la Ponta do Pai Vitório, una trilha agradable y un recorrido conocido por los locales.


Si todavía no has planificado tu viaje, sería genial que pudieras incluir esta actividad en tus planes. Lo suyo es que contactes con algún guía turístico de Búzios y preguntes si tienen este paseo disponible. Si no, pregunta en tu hotel o posada. Yo lo hice con Matheus, de Búzios Local Trilhas. Lo puedes encontrar en las redes sociales (Instagram y Facebook).

Nos encontramos en una plaza a las afueras y cogimos una van (furgoneta que funciona como autobús en Brasil). Cuando bajamos empezamos a caminar y pasamos por una estatua en homenaje a los orígenes de una comunidad quilombola de esa zona de Búzios, el barrio de Rasa.

Seguimos andando y pasamos por el Mangue de Pedras, manglar de piedras en español, y por la Playa Gorda. Interesantes las casetas de madera con tejas hechas de barro sobre las piernas de los antiguos esclavos. Ahí los pescadores guardaban sus embarcaciones.

Caminando por la playa encontrarás una vegetación muy característica de Búzios. Árboles saputiaba, paineras, bromelias, cáctus y una amplia variedad de flores con olores inolvidables.

Antes de subir a la montaña, paramos para descansar y tomar un baño en una playa pequeña pero preciosa, con agua cristalina y muy tranquila. La conocen como Prainha das Negras y no es muy famosa entre la gente que visita Búzios.

La cima del Pico do Pai Vitório en Búzios. Foto: Virtudes Sánchez

La cima del Pico do Pai Vitório en Búzios. Foto: Virtudes Sánchez

 

La subida en sí es tranquila, nada peligrosa. En la cima del Pai Vitório se pueden hacer fotos increíbles con el mar turquesa de fondo y toda la riqueza de la naturaleza.


A mi se me hizo un poco largo el camino, sobre todo la parte lateral de la montaña porque había que caminar sobre las piedras que rodean el mar y yo estaba un poco cansada. De todos modos, es fácil y muy recomendable para descubrir el Búzios que no aparece en las guías turísticas.

Comments

comments